Este foro utiliza cookies
Este foro utiliza cookies para guardar tu información de inicio de sesión si estás registrado, y tu última visita si no lo estás. Las cookies son pequeños documentos de texto guardados en tu ordenador; las cookies establecidas por este foro sólo pueden ser utilizadas en este mismo sitio y no poseen riesgos de seguridad. Las cookies de este foro también llevan un registro de los temas que has leído y cuándo fue la última vez que los leíste. Los administradores NO tienen acceso a esta información, sólo TU NAVEGADOR. Por favor confirma si aceptas el establecimiento de estas cookies.

Se guardará una cookie en tu navegador sea cual sea tu elección para no tener que hacerte esta pregunta otra vez. Podrás cambiar tus ajustes sobre cookies en cualquier momento usando el link en el pie de página.
Cargando..., Cargando... de Cargando...
Situación actual: Tras la reunión mantenida por los Kage en el Valle de los Dojos, se ha firmado una renovada Alianza de las Tres Grandes. Uzushiogakure, Kusagakure y Amegakure unen fuerzas contra la invisible amenaza de los Ocho Generales de Kurama. Así, sus ninjas prometen velar por la paz y colaborar compartiendo cualquier información que obtengan de estos, tanto como garantizar la seguridad de los tres Guardianes jinchuuriki, Uchiha Datsue, Eikyuu Juro y Aotsuki Ayame.

Se está construyendo un complejo circuito de vías de ferrocarril a lo largo y ancho de Oonindo. Se prevee que el servicio de trenes del continente se inaugure a principios de Viento Gris. Al mismo tiempo, en secreto, se está instalando una red de telefonía internacional para altos cargos. Este es un secreto que los shinobi han jurado guardar para sí mismos. El teléfono está disponible de forma local en cada una de las aldeas, y aunque en Amegakure ya existía, en Uzushiogakure y Kusagakure está suponiendo toda una revolución.
La Reunión de los Tres VERDADEROS Grandes
Amedama Daruu Sin conexión
Jōnin de Ame
Jounin de Ame
Nivel: 28
Exp: 8 puntos
Dinero: 90 ryō
#31
«Así que Raiton no Yoroi...», meditó Daruu, acariciándose la barbilla. Si algún día lograba dominar una técnica así, ¿podría llegar a superar a Ayame en velocidad? El muchacho la miró, entrecerrando los ojos. El fuego de una vieja rivalidad comenzó a arder en su interior. «Hablando de eso, ahora que tengo de nuevo el Byakugan, estoy deseando pelear de nuevo.»

Luego, Ayame pasó a relatar cómo se había enfrentado a Naia y cómo había transcurrido la pelea. Ambos no habían compartido muchas palabras acerca de ello desde la semana pasada, de modo que el relato le hizo sufrir como el primer día que lo escuchó. Aunque siempre había una parte en al que arrugaba la frente. La parte donde Ayame le devolvía una tras otra sus fechorías. «Lo entiendo, pero no deja de recordarme a lo que Yui debió de hacerle a Nioka...»

Datsue seguía impresionado por la historia.

Joder, no podría imaginarme un final mejor para esa mujer. El karma divino estampado en toda su cara. —Ciertamente, Ayame le había sorprendido, y mucho, con la elección de aquel Genjutsu—. Bien… —miró a uno. Miró al otro—. Bien. ¿Y ahora qué? Os pegaréis una buena semanita de vacaciones, imagino. A reponer fuerzas.

Daruu se encogió de hombros y rio.

Pues yo estaba todavía en rehabilitación y venía preocupadillo por ti, la verdad —dijo—. Y la rehabilitación me la has interrumpido, musculitos. ¿Ahora? No sé. Igual podríamos quedarnos alguna semanilla por aquí. Se está tan bien... —Miró a Ayame, y sonrió. El mundo era más bonito cuando llevabas una semana sin poder verlo. Y Hokutōmori, de todos los lugares...
[Imagen: firmaween.png]

— En la habitación de Daruu, Amegakure (Ascua, año 219)
Responder
Aotsuki Ayame Sin conexión
Chuunin de Ame
Chuunin de Ame
Nivel: 26
Exp: 21 puntos
Dinero: 4320 ryōs
#32
Lamentablemente, Ayame no podía compartir aquella fascinación por la que Datsue había llamado "Armadura de Rayo". No podía hacerlo, puesto que era su mayor debilidad, su mayor enemigo. Como Agua que era, la electricidad no podía correr por sus venas. Era tan antinatural como sería ver fuego en mitad del océano. Y por eso, sólo pudo estremecerse ante el entusiasmo de sus dos compañeros.

Joder, no podría imaginarme un final mejor para esa mujer —clamó Datsue—: El karma divino estampado en toda su cara. Bien… —añadió, mirando a uno y a otro—. Bien. ¿Y ahora qué? Os pegaréis una buena semanita de vacaciones, imagino. A reponer fuerzas.

Pues yo estaba todavía en rehabilitación y venía preocupadillo por ti, la verdad —rio Daruu, encogiéndose de hombros—. Y la rehabilitación me la has interrumpido, musculitos. ¿Ahora? No sé. Igual podríamos quedarnos alguna semanilla por aquí. Se está tan bien...

Le dirigió una mirada significativa a Ayame, y ella se ruborizó. No era la primera vez que habían viajado juntos de aquella manera, pero aún así...

Pero no hemos avisado en la aldea. Lo último que quiero es provocar la ira de Yui-sam... —Se le escapó, antes de darse cuenta y morderse la lengua. Ayame se volvió a Datsue—. Oye, y hablando de musculitos... ¿Cómo te ha dado por entrenar de esa forma de repente? —Sinceramente, y si le preguntaban al respecto, nunca había tenido a Datsue por alguien que le fuera la fuerza bruta. De no haber visto aquel cambio con sus propios ojos, no podría haberlo creído.
[Imagen: aDoDAhc.png]«Nadie nace teniendo una razón para estar aquí, yo creo que es algo que necesitas encontrar y decidir por ti mismo. Quizás... Quizás puedas encontrar la razón en un sueño, en un trabajo o en otros.» [Imagen: hd6P8qU.gif]


· En la habitación de la Bruma Negra, en Shinogi-to (Ascua, 219)
· En el kunai intercambiado con Daruu - (Ascua, 219)
· En la habitación de Daruu, en el cabezal de la cama, en Amegakure no Sato. (Ascua, 219)
· En las cuatro celdas del calabozo en la Torre de la Arashikage, en Amegakure no Sato. (Ascua, 219)

No respondo dudas por MP.
Responder
Uchiha Datsue Sin conexión
Jōnin de Uzushio
Jounin de Uzushio
Nivel: 33
Exp: 24 puntos
Dinero: 5 ryōs
#33
Oh, ¡pero lo de Yui tenía solución fácil!

Bueno, podéis teletransportaros allí, ¿no? Un par de sellos, al segundo estáis allí para dejar aviso, al segundo estáis de vuelta para una semana de descanso. —¡Si es que lo tenían perfecto! A no ser que Daruu no hubiese dejado una de sus marcas en Amegakure, claro. Lo cual… dudaba.

De estar él en su lugar dejaría un par, por si acaso.

Ah, esa es una buena pregunta, Ayame. Una muy buena pregunta. Verás, no fue porque Aiko en su día me dejase por un morenazo con tableta y brazos como troncos, como se piensan algunos. No, no, ¡y no! —¡Para nada! ¡Rotundamente no! ¡Uchiha Datsue no caía tan bajo!—. No, lo que pasó fue que Hanabi, allá por Bienvenida, me retó. Bueno, yo le reté a él. Eso y lo que sucedió con Akame…

El rostro se le agrió de golpe.

Estuve pensando. Pensándolo mucho. En mis fortalezas. En mis debilidades. Y entonces, pensé: ¿y sí convierto mi debilidad en mi fortaleza? ¿Y si potencio lo que nadie se espera que tenga? He llegado a un punto en el que me conocen demasiado bien. Así que quise enfocarme en algo que sorprendiese. En algo que nadie se esperase. —Se encogió de hombros—. Y aquí estamos.
¡Agradecimientos a Daruu por el dibujo de PJ y avatar tan OP!

Grupo 4:
Datsue, Nabi, Stuffy y Eri, (Despedida, 218), Poder 60

Grupo 5:
Datsue y Soroku, (Viento Gris, 218), Poder 60

Grupo 7:
Datsue y Juro, (Aliento Nevado, 218), Poder 60

Grupo 9:
Datsue, Daruu y Ayame, (Primera Flor, 219), Poder 60
Responder
Amedama Daruu Sin conexión
Jōnin de Ame
Jounin de Ame
Nivel: 28
Exp: 8 puntos
Dinero: 90 ryō
#34
¿Avisar? ¡Acababan de ascender! ¡Acababan de eliminar a las enemigas más importantes de Amegakure desde hacía muchísimos años! ¡Sabían que Daruu estaba convaleciente! Bueno, vale, eso sí que puede que las preocupase, pero...

Sí, podían teletransportarse, pero a Daruu le pareció mejor idea...

Un gato. Envío un gato diciendo que vamos a estar un rato de relax, y ya estáaaaaa. ¡Ayame, no te preocupes tanto! —dijo, haciendo un ademán con la mano como quitándole importancia.

Oye, y hablando de musculitos... ¿Cómo te ha dado por entrenar de esa forma de repente? —se dirigió Ayame a Datsue. Daruu le miró.

La respuesta inicial hizo que no pudiera aguantarse la risa, pero cuando pasó a hablar de Akame, una adusta expresión vino y les conquistó a los tres.

Es... un buen punto de vista —dijo Daruu, bajando la cabeza—. Algún día tendremos que enfrentarnos a ellos, ¿eh? —Se levantó de la silla y se acercó a Datsue. Rebuscó en su bolsillo y le hizo entrega de un objeto algo peculiar. Una pieza de shogi—. Aquí tienes. Guárdala bien. Y... si algún día sientes una especie de...llamada... no te resistas a ella. Significará que necesito tu ayuda. —Si se fijaba bien, no era un kanji típico lo que encontraría en aquella pieza, sino el flamante símbolo del Caramelo característico de Daruu, escrito con cuidado con sangre. Daruu y Ayame se sentían muy orgullosos de aquél artificio: habían mojado un pincel en sangre y lo habían usado para dibujar las marcas de forma más precisa.
[Imagen: firmaween.png]

— En la habitación de Daruu, Amegakure (Ascua, año 219)
Responder
Aotsuki Ayame Sin conexión
Chuunin de Ame
Chuunin de Ame
Nivel: 26
Exp: 21 puntos
Dinero: 4320 ryōs
#35
La solución de Daruu seguía sin convencerla del todo, y así lo expresaba sus labios fruncidos a un lado. Un gato tardaría varios días en llegar hasta Amegakure, probablemente los mismos días que deberían gastar ellos si volvieran a casa, como debían hacer. Pero no añadió nada al respecto, ni siquiera a la propuesta formulada por Datsue. Porque ella no tenía ninguna marca en la aldea. Se le había olvidado hacerla. Bueno, en realidad sí la tenía: en varias de las celdas de la Torre de la Arashikage. Irónico, ¿verdad? Por lo que se limitó a rezar para sus adentros que la Arashikage; o peor, su padre, no los asesinara al regresar.

Ah, esa es una buena pregunta, Ayame. Una muy buena pregunta. Verás, no fue porque Aiko en su día me dejase por un morenazo con tableta y brazos como troncos, como se piensan algunos. No, no, ¡y no!

No... qué va... —susurró ella, con los ojos entrecerrados en una mueca de completa incredulidad. Ni Datsue, con toda esa labia que se gastaba, podría haberla convencido de lo contrario en aquel momento.

Daruu debía de pensar lo mismo, porque soltó una pedorreta que camuflaba una carcajada.

No, lo que pasó fue que Hanabi, allá por Bienvenida, me retó. Bueno, yo le reté a él. Eso y lo que sucedió con Akame... —A los tres se les ensombreció el rostro al unísono—. Estuve pensando. Pensándolo mucho. En mis fortalezas. En mis debilidades. Y entonces, pensé: ¿y sí convierto mi debilidad en mi fortaleza? ¿Y si potencio lo que nadie se espera que tenga? He llegado a un punto en el que me conocen demasiado bien. Así que quise enfocarme en algo que sorprendiese. En algo que nadie se esperase. Y aquí estamos.

Es... un buen punto de vista —comentó Daruu—. Algún día tendremos que enfrentarnos a ellos, ¿eh?

Ayame volvió a apartar la mirada. ¿Enfrentarse a ellos? A los Generales, vale, ¿pero a Akame y a Kaido? ¿Estaba hablando en serio? La muchacha tragó saliva con esfuerzo.

No se le pasó por alto el hecho de que Daruu se había reincorporado y se acercaba al Uchiha. Sabía lo que hacer, así que le acompañó y le imitó, rebuscando en su bolsillo para tenderle su propia pieza de shogi. La pieza de shogi de la Luna, según el kanji que rezaba en él.

Aquí tienes. Guárdala bien. Y... si algún día sientes una especie de...llamada... no te resistas a ella. Significará que necesito tu ayuda.

Y hablando de esto... ¿Hay alguna noticia? ¿Sobre los Generales o... sobre Dragón Rojo?
[Imagen: aDoDAhc.png]«Nadie nace teniendo una razón para estar aquí, yo creo que es algo que necesitas encontrar y decidir por ti mismo. Quizás... Quizás puedas encontrar la razón en un sueño, en un trabajo o en otros.» [Imagen: hd6P8qU.gif]


· En la habitación de la Bruma Negra, en Shinogi-to (Ascua, 219)
· En el kunai intercambiado con Daruu - (Ascua, 219)
· En la habitación de Daruu, en el cabezal de la cama, en Amegakure no Sato. (Ascua, 219)
· En las cuatro celdas del calabozo en la Torre de la Arashikage, en Amegakure no Sato. (Ascua, 219)

No respondo dudas por MP.
Responder
Uchiha Datsue Sin conexión
Jōnin de Uzushio
Jounin de Uzushio
Nivel: 33
Exp: 24 puntos
Dinero: 5 ryōs
#36
Algún día tendremos que enfrentarnos a ellos, ¿eh?

Sí… Algún día. Y, hablando de eso, Daruu le hizo entrega de una pieza de shogi. Supo que encontraría el símbolo del Caramelo antes siquiera de mirarla. Porque cuando llegase ese día, iba a necesitar su ayuda. Porque cuando llegase ese día, no le iba a temblar la voz al susurrar las dos palabras mágicas.

Sí, sí. La guardaré bien. Junto a las ganzúas. Ya sabes —le guiñó un ojo y rio—. Nah, es coña, es coña.

Pero entonces, antes de que pudiese guardarla, una segunda pieza cayó en su mano. La pieza de la Luna.

Y hablando de esto... ¿Hay alguna noticia? ¿Sobre los Generales o... sobre Dragón Rojo?

Ehmm… Noooooo. —Su mente tratando de conectar las ideas—. Pero, Ayame. ¿Por qué me das un…? ¡Nooo! ¡¡NNOOOOO!!

Cayó de espaldas contra la mesa, y por un momento fue una maraña de pies y brazos intentando recuperar la posición como un pez fuera del agua.

¡No, no, no! ¡No me digas que…! ¡Tú también puedes teletransportarte! —exclamó, incrédulo—. ¡Vamos, no me jodáis!

¿Es que él iba a ser el único pobre diablo que cada vez que se quisiese mover de una punta a otra del mapa iba a tener que cruzarse todo el continente a pata? Daruu, Akame, y ahora… ¿también Ayame?
¡Agradecimientos a Daruu por el dibujo de PJ y avatar tan OP!

Grupo 4:
Datsue, Nabi, Stuffy y Eri, (Despedida, 218), Poder 60

Grupo 5:
Datsue y Soroku, (Viento Gris, 218), Poder 60

Grupo 7:
Datsue y Juro, (Aliento Nevado, 218), Poder 60

Grupo 9:
Datsue, Daruu y Ayame, (Primera Flor, 219), Poder 60
Responder
Aotsuki Ayame Sin conexión
Chuunin de Ame
Chuunin de Ame
Nivel: 26
Exp: 21 puntos
Dinero: 4320 ryōs
#37
Ehmm… Noooooo. —balbuceó Datsue, como si parte de su mente se encontrara en realidad en otro mundo distante—.Pero, Ayame. ¿Por qué me das un…? ¡Nooo! ¡¡NNOOOOO!!

Exclamó. Ayame parpadeó, confundida ante su reacción.

¿Qué ocurre? —¿Acaso había escrito mal su marca? Era imposible, no era difícil de recordar (sobre todo para ella) y ya lo había hecho en un montón de ocasiones.

¡No, no, no! ¡No me digas que…! ¡Tú también puedes teletransportarte! —exclamó, incrédulo—. ¡Vamos, no me jodáis!

¡Oh! —Sus labios dibujaron un círculo perfecto cuando lo entendió todo. No se había dado cuenta de que, hasta el momento, no le había hablado a Datsue sobre ello; aunque, al fin y al cabo, ella no era muy dada a hablar con otras personas sobre sus habilidades. Ella era más de mostrarlas en acción. Eso debía haber sido, no le había hablado al Uchiha sobre que ella también había aprendido a teletransportarse y no pudo evitar regodearse en ello. Sonrió, pícara y melosa, y canturreó hinchando el pecho con orgullo—: ¡No me digas que no te lo había dicho! Daruu y yo hicimos un intercambio de técnicas. Cosas de parejas, ya sabes —añadió, bromista.
[Imagen: aDoDAhc.png]«Nadie nace teniendo una razón para estar aquí, yo creo que es algo que necesitas encontrar y decidir por ti mismo. Quizás... Quizás puedas encontrar la razón en un sueño, en un trabajo o en otros.» [Imagen: hd6P8qU.gif]


· En la habitación de la Bruma Negra, en Shinogi-to (Ascua, 219)
· En el kunai intercambiado con Daruu - (Ascua, 219)
· En la habitación de Daruu, en el cabezal de la cama, en Amegakure no Sato. (Ascua, 219)
· En las cuatro celdas del calabozo en la Torre de la Arashikage, en Amegakure no Sato. (Ascua, 219)

No respondo dudas por MP.
Responder