Este foro utiliza cookies
Este foro utiliza cookies para guardar tu información de inicio de sesión si estás registrado, y tu última visita si no lo estás. Las cookies son pequeños documentos de texto guardados en tu ordenador; las cookies establecidas por este foro sólo pueden ser utilizadas en este mismo sitio y no poseen riesgos de seguridad. Las cookies de este foro también llevan un registro de los temas que has leído y cuándo fue la última vez que los leíste. Los administradores NO tienen acceso a esta información, sólo TU NAVEGADOR. Por favor confirma si aceptas el establecimiento de estas cookies.

Se guardará una cookie en tu navegador sea cual sea tu elección para no tener que hacerte esta pregunta otra vez. Podrás cambiar tus ajustes sobre cookies en cualquier momento usando el link en el pie de página.
Primavera-Verano de 221

Fecha fijada temporalmente. Actualmente están ocurriendo sucesos importantes para el destino de Oonindo y todos jugamos en una ambientación temporal fija. La fecha irá avanzando y finalmente ocurrirá un salto temporal tras el que volveremos al sistema de calendario habitual.
Situación actual (global): La muerte de Amekoro Yui, en Yukio, ha desencadenado una guerra hace tiempo anunciada. Kurama y sus renovados Ocho Generales, al mando de sus ejércitos, se mueven rápido y ya han conquistado territorios a oeste y este del Oonindo septentrional. Los ataques han sido rápidos y en algunos casos desde dentro, así que se sospecha que el Nueve Colas llevaba tiempo clavando sus zarpas desde las sombras. Sea como fuere, estos logros retrasan una posible reconquista de la nevada Yukio, terreno ya difícil por las condiciones climatológicas adversas del norte del País de las Tormenta.

Los ninjas de Uzushiogakure, Kusagakure y Amegakure son la única esperanza que queda de acabar con esta amenaza. No todos están seguros de que puedan vencer, e incluso algunos parecen decantarse por el otro bando. Entre los muros de las ciudades de los países que aún no han caído ante Kurama se esconden, además, agentes del zorro ocultos en las sombras, a la espera de una oportunidad...

Los tres líderes mundiales han convocado una reunión para discutir sobre sus siguientes pasos. Es necesario actuar. ¡Y rápido! ¿Conseguirá la guerra que unan sus fuerzas contra un enemigo común, o morirán con su orgullo como única defensa?
#31
— ¿Por qué creéis que os he hecho pelear contra mí?

Ah, ¿ahora en esta villa se necesita u motivo para querer liarse a golpes? no tenia constancia de esto. —Dijo el peliblanco mientras frotaba su mano derecha contra su pecho para intentar paliar el dolor que aún sentía por el golpe que había recibido. —Ahora en serio, supongo que lo que dice Haru tiene sentido, aunque también es cierto que a mi ya me conocías de antes y parece que te has ensañado con ganas. —El Kaguya no paraba de intentar picar a su sensei, tratando de que este soltara de una vez el motivo de dicha lamentable exhibición, como si una hormiga se enfrentara contra un oso.

Koji decidió sentarse al lado de Haru, de tal manera que quedo mirando a su sensei de frente mientras los dos formaban parte de un semicírculo, esperando a que su sensei los iluminara con su plan maestro para convertirlos en ninjas, o en un buen saco de golpes que por el momento parecía la opción más cercana.
Narro — Hablo Pienso
Responder
#32
¿Para saber cuáles son nuestras debilidades y virtudes?

Negué con la cabeza mientras la decepción se dibujaba en mis ojos. Aquel par tenían mucho que aprender todavía. Estaban graduados, sí, pero seguían muy vírgenes en lo que a la vida ninja se refiere. No veían más allá de sus narices.

— Incluso yo sé que no os ha hecho pelear contra él por eso

Kumopansa metió un poco de cizaña. Exactamente el tipo de cizaña que le gustaba meter, solo esperaba que no se lo tomasen demasiado en lo personal.

Ah, ¿ahora en esta villa se necesita u motivo para querer liarse a golpes? no tenia constancia de esto.

— Ay, ay, ay...

Crucé mi mirada con el Kaguya ante su más que inoportuno comentario. En un momento nos había llamado salvajes a todos los kusajines, sin excepción alguna.

— Ten mucho cuidado con tus palabras, igual en algún momento vas a tener que tragartelas

Estaba cabreado, muy cabreado. Ese tipo de actitudes no tenían lugar pero ahí estaba yo para redireccionarle y enseñarle el camino correcto. Necesitaba un poco de paciencia. Era el trabajo que me habían encomendado cuando me asignaron el equipo de Koji y Haru.

Ahora en serio, supongo que lo que dice Haru tiene sentido, aunque también es cierto que a mi ya me conocías de antes y parece que te has ensañado con ganas.

Koji seguía en sus treces a pesar de que decía que se ponía serio. Miré al suelo y resoplé tratando de rebajar un poco mis propios ánimos.

— Si hubiese querido ensañarme contigo ya estarías en el Yomi. No sois rivales para mi a día de hoy, pero especialmente tu, Koji. Haru aun me haría emplearme más de lo que podrías hacerlo tú — dije, tajante y realmente serio — No os he hecho pelear contra mí para lucirme, no necesito eso. Necesitáis ver más allá de vuestras narices para saber por qué os he hecho pelear contra mí, porque desde luego para mí era más sencillo sentarme y deciros que pelearais entre vosotros si lo que quería era ver vuestra pocas aptitudes. Además, dime, Koji. ¿Crees que un enemigo real tendrá cuidado contigo y que no te atacará con todo lo que tenga? También debo prepararos para eso

«Nos ha salido respondón el niño de los huesitos»

— Bien, nueva oportunidad para que podáis decirme porque habéis peleado juntos contra mí

Mi mirada se fue alternando entre Haru y Koji mientras esperaba que alguno de los dos me supiera decir el motivo real.
[Imagen: K1lxG4r.png]

[Imagen: dlinHLO.png]

Narro ~ Hablo ~ Pienso ~ Kumopansa
Responder
#33
Mientras Yota regañaba a su ahora nuevo compañero de equipo, Haru se llevó una mano al mentón, pensativo. ¿No era para conocer de lo que estaban hechos? No se le ocurría mucho más, la verdad. Eran nuevos y estaban verdes, no habían trabajado de ninjas antes y, lo más probable era que morirían en la primera misión que les asignasen si no fuera una D.

¿Es porque quería vernos trabajar en equipo? —preguntó nuevamente el Mokutonero—. Danos un poco de cuartelillo, sensei, hemos salido recientemente de la academia... —pidió, agachando un poco la mirada.

A pesar de que la charla no había ido para él, también le había afectado.
Hablo (rosybrown)«Pienso (sandybrown)»
Responder
#34
Koji calló por un segundo tras el sermón de su sensei, puede que se hubiera pasado un poco con las impertinencias y que tras tremenda paliza, aparentemente no justificada, hubiera un motivo más profundo y de peso.

Lo siento Yota, me he pasado un poco, pero la verdad es que no soy capaz de encontrar un motivo para tal ristra de palos.

¿Es porque quería vernos trabajar en equipo? Danos un poco de cuartelillo, sensei, hemos salido recientemente de la academia...

El Kaguya se paró a pensar, no es que fuera una mala deducción, y si era cierto que ante los ataques encadenados de ambos, fueron alentados por su sensei. Ya había metido la pata bastante así que se quedó mirando en silencio al ninja rubio, esperando la respuesta a la pregunta de su nuevo compañero.
Narro — Hablo Pienso
Responder
#35
Finalmente Haru dio en el clavo. Tan solo necesito quemar una pizquita de materia gris para llegar hasta aquella conclusión. Alcé los brazos satisfecho.

— ¡Bingo!

Bajé los brazos de nuevo, ya en una postura más relajada, empezaba a temer que no fueran capaces de ver lo que había estado tratando desde un primer momento. Aquel día, al final, también fue una lección para mí. Hacer de sensei no era fácil ni sencillo y aquel equipo iba a necesitar de muchas lecciones para hacer un buen servicio.

— La moraleja del día es que para vencer en el mundo ninja y superar peligros que nos superan en talento o calidad hay que unir fuerzas con neustros aliados y atacar con una buena estrategia, algo que no habéis logrado, por cierto

— Bueno, tampoco hace falta que te ensañes, pobrecitos...

Kumopansa no tardó en posicionarse del lado de los gennins, pero lo que el arácnido no se había dado cuenta era de que aquello era precisamente de lo que se trataba el día de hoy, de unir fuerzas.

— No lo he hecho... — resoplé. — Bueno, será mejor que descansemos un poco todos. Nos veremos pronto
[Imagen: K1lxG4r.png]

[Imagen: dlinHLO.png]

Narro ~ Hablo ~ Pienso ~ Kumopansa
Responder
#36
Al final dieron en el clavo, no sin antes haberle dado demasiadas vueltas al asunto. Estaban verdes, pero podrían prosperar con el tiempo, o eso esperaba el joven mokutonero.

— La moraleja del día es que para vencer en el mundo ninja y superar peligros que nos superan en talento o calidad hay que unir fuerzas con nuestros aliados y atacar con una buena estrategia, algo que no habéis logrado, por cierto.

Haru asintió, tenía que hacer caso a su sensei.

— Bueno, será mejor que descansemos un poco todos. Nos veremos pronto.

Gracias por todo, sensei, nos veremos pronto. —Repitió Haru, levantándose y, tras despedirse también de su compañero que seguro no tardó en irse también, los tres abandonaron el dojo con nuevas experiencias vividas.
Hablo (rosybrown)«Pienso (sandybrown)»
Responder



This forum uses Lukasz Tkacz MyBB addons.