Este foro utiliza cookies
Este foro utiliza cookies para guardar tu información de inicio de sesión si estás registrado, y tu última visita si no lo estás. Las cookies son pequeños documentos de texto guardados en tu ordenador; las cookies establecidas por este foro sólo pueden ser utilizadas en este mismo sitio y no poseen riesgos de seguridad. Las cookies de este foro también llevan un registro de los temas que has leído y cuándo fue la última vez que los leíste. Los administradores NO tienen acceso a esta información, sólo TU NAVEGADOR. Por favor confirma si aceptas el establecimiento de estas cookies.

Se guardará una cookie en tu navegador sea cual sea tu elección para no tener que hacerte esta pregunta otra vez. Podrás cambiar tus ajustes sobre cookies en cualquier momento usando el link en el pie de página.
Cargando..., Cargando... de Cargando...
Situación actual: Tras la reunión mantenida por los Kage en el Valle de los Dojos, se ha firmado una renovada Alianza de las Tres Grandes. Uzushiogakure, Kusagakure y Amegakure unen fuerzas contra la invisible amenaza de los Ocho Generales de Kurama. Así, sus ninjas prometen velar por la paz y colaborar compartiendo cualquier información que obtengan de estos, tanto como garantizar la seguridad de los tres Guardianes jinchuuriki, Uchiha Datsue, Eikyuu Juro y Aotsuki Ayame.

Se está construyendo un complejo circuito de vías de ferrocarril a lo largo y ancho de Oonindo. Se prevee que el servicio de trenes del continente se inaugure a principios de Viento Gris. Al mismo tiempo, en secreto, se está instalando una red de telefonía internacional para altos cargos. Este es un secreto que los shinobi han jurado guardar para sí mismos. El teléfono está disponible de forma local en cada una de las aldeas, y aunque en Amegakure ya existía, en Uzushiogakure y Kusagakure está suponiendo toda una revolución.




Le falta la cabeza
Daruu Sin conexión
Chuunin de Ame
Chuunin de Ame
Nivel: 27
Exp: 3 puntos
Dinero: 1070 ryō
#1
Daruu entró a la Torre de la Arashikage, saludó al recepcionista —fuera quien fuera— educadamente y le constató que Yui le esperaba y que debía de tratar el asunto directamente y en ese instante. Azorado como estaba, no esperó a recibir permiso, y tomó el ascensor, cuyo trayecto se le hizo innecesariamente largo. Daba golpecitos con la suela del zapato, de brazos cruzados, impaciente.

«Ella me espera, le dije que tardaría un par de días. Dios, ¿cómo se lo digo? ¿Qué hago? Espero que no la tome conmigo. ¿Debería entrar con un Kage Bunshin? No, espera, eso es peor aún. ¡Ay señor!»

Toc, toc, toc, dio un par de golpes en la puerta, y entró.

Se postró ante la Arashikage como lo había hecho la primera vez.

Arashikage-sama, lo siento si interrumpo algo —se apresuró a decir—, pero tengo... tengo... noticias.
— En un poste de madera del embarcadero de las Costas del Remolino, en Uzushiogakure (Ceniza, año 218)
— En el pergamino de invocación, en casa de Daruu, Amegakure (Augurio, año 218)
— En la habitación de Daruu, Amegakure (Primavera, año 219)
Responder
Yui Sin conexión
Arashikage (Cuenta PnJ)
Ninjas de Ame
#2
Daruu se encontró en la recepción con Yuki Yuko. O quizás era Yuki Yuji. Siempre era difícil saberlo, pero más lo era en aquellos instantes, en los que el chico tenía tanta prisa. Fuera como fuese, no tardó en tomar el ascensor y subir de nuevo al último piso de la Torre de la Arashikage, con las recientes noticias entre sus labios.

Tres toques en las puertas de madera anunciaron su llegada. En aquella ocasión, Yui no se encontraba sola. Parecía haber estado dialogando hasta aquel momento con Shanise, que se encontraba a su diestra, sobre algún asunto serio. Pese a todo, la Arashikage se volvió hacia el dubitativo muchacho y enarcó una ceja. Tenía un mal presentimiento.

—¡Oh, te estaba esperando! Habla, Amedama Daruu.
Responder
Daruu Sin conexión
Chuunin de Ame
Chuunin de Ame
Nivel: 27
Exp: 3 puntos
Dinero: 1070 ryō
#3
Al parecer, Yui estaba reunida con Shanise. Dado que su último encuentro con la jounin había sido un poco tenso, no estaba seguro de si su presencia iba a ser una ventaja o una desventaja. Esperaba que fuese una ventaja.

—Habla, Amedama Daruu.

Sí, que hablase. Qué fácil que era decirlo. Creo que era totalmente imposible que en aquél momento Amekoro Yui esperara oír lo que iba a oír. Daruu suspiró, y...

Pues... le falta la cabeza.
— En un poste de madera del embarcadero de las Costas del Remolino, en Uzushiogakure (Ceniza, año 218)
— En el pergamino de invocación, en casa de Daruu, Amegakure (Augurio, año 218)
— En la habitación de Daruu, Amegakure (Primavera, año 219)
Responder
Yui Sin conexión
Arashikage (Cuenta PnJ)
Ninjas de Ame
#4
Fueron sólo cuatro palabras. Cuatro simples palabras. Daruu no se había esmerado en explicaciones ni detalles de ningún tipo, lo había soltado sin ningún tipo de anestesia ni preparación, y Amekoro Yui subió las manos y entrelazó los dedos sobre el escritorio. Había cerrado los ojos, pero todo su cuerpo vibraba como un relámpago a punto de desatarse.

—¿Cómo... que le falta... la cabeza...? —preguntó, con los labios fruncidos—. ¿A quién le falta la cabeza, Amedama?

Junto a ella, y gesto notablemente preocupado, Shanise intercambiaba miradas entre Yui y el Chūnin.
Responder
Daruu Sin conexión
Chuunin de Ame
Chuunin de Ame
Nivel: 27
Exp: 3 puntos
Dinero: 1070 ryō
#5
La tensión ahora era tan densa que podía cortarse con el filo de un cuchillo. Daruu notaba la presencia de la mujer, que lo inundaba todo, y de pronto se dio cuenta de que allí hacía algo de calor. Tragó saliva, miró a Yui a los ojos, y no pudo sino ser fiel a su juramento como ninja de Amegakure e informar a su líder como era debido. Al fin y al cabo, no había sido él quien había decapitado la estatua.

A la estatua de Sumizu Kouta, Arashikage-sama —dijo—. La cabeza de la estatua ha sido destruída. No está la cabeza. No hay rastro de ella. Ni siquiera peñascos. Le falta la cabeza.

»Arashikage-sama.
— En un poste de madera del embarcadero de las Costas del Remolino, en Uzushiogakure (Ceniza, año 218)
— En el pergamino de invocación, en casa de Daruu, Amegakure (Augurio, año 218)
— En la habitación de Daruu, Amegakure (Primavera, año 219)
Responder
Yui Sin conexión
Arashikage (Cuenta PnJ)
Ninjas de Ame
#6
—Le falta la cabeza. Arashikage-sama.



¡BAM!



Las palmas de las manos de Yui golpearon con fuerza el tablero del escritorio, que vibró temeroso a punto de desmoronarse por la fuerza de la mujer.

—¡¿COMO QUE LE FALTA LA CABEZA A LA ESTATUA DE SUMIZU KOUTA?! —La tormenta había estallado. La Arashikage, aún apoyada de brazos sobre el escritorio, se inclinaba hacia delante, hacia Daruu como si quisiera saltar sobre él en cualquier momento.

—Yui, esp... —intentó intervenir Shanise, pero un nuevo golpe a la mesa la calló.

—¡¿SUMIZU KOUTA?! ¡¿EL PRIMER ARASHIKAGE DE LA HISTORIA DE NUESTRA ALDEA?! ¡¿EL MISMO QUE SACRIFICÓ SU VIDA PARA PROTEGERNOS Y LUCHAR CONTRA LOS BIJUU ALIÁNDOSE CON...?! Oh...

La Arashikage enmudeció de golpe, con el rostro lívido. Y un rayo volvió a cruzar sus electrizantes ojos. En apenas un pestañeo se plantó frente a Daruu, le cogió del chaleco con una mano, le alzó y pegó su rostro al suyo hasta que se encontraron a apenas unos milímetros. El aliento de la mujer golpeó como un vendaval las mejillas del muchacho.

—¡Telepórtame a Uzushiogakure, Amedama!

—¡Pero, Yui, ¿qué estás...? —habló Shanise.

¡¡TELEPÓRTAME!! ¡¡Se van a enterar esos hijos de puta por tal afrenta!!

Pero antes de que Daruu pudiera decir nada, Shanise apareció entre ambos. Le costaría más de unos segundos, pero al final conseguiría separarlos y encararse a la Arashikage. Después de todo, aquella era, probablemente, la única mujer en el mundo capaz de cuestionar su implacable ira.

—¡Yui, tranquilízate! —gritó, sacudiendo un brazo—. ¡Sabes que yo soy la primera que odio ese nido de ratas después de lo que nos hicieron! —Parecía que el mote de las ratas había colado hondo—. ¡Pero la técnica de Daruu falló antes de que empezara toda esta locura, antes de que la tensión entre las dos aldeas estallara!

Yui apretó las mandíbulas y expulsó el aire por la nariz; pero, ante la insistente mirada de su mano derecha, no tuvo más remedio que relajarse.

—¡¿Entonces quién ha profanado de esa manera la memoria de Shodaime Arashikage-sama?!
Responder
Daruu Sin conexión
Chuunin de Ame
Chuunin de Ame
Nivel: 27
Exp: 3 puntos
Dinero: 1070 ryō
#7
De nuevo, Daruu previó la impulsiva reacción de su Arashikage, aunque esta vez fue más violenta, y a pesar de haberse encogido y haber cerrado los ojos tuvo que dar un paso atrás. Los intentos de Shanise por calmarla se apagaban rápidamente con cada nuevo bramido de Yui, quien cada vez estaba más cerca de saltar por encima del escritorio y...

¡Hostias! —Ya estaba ahí, delante de él. El muchacho había retrocedido otro paso, pero Amekoro-sama se adelantó y le agarró del chaleco, levantándole del suelo como si sólo fuera un saco lleno de paja. Sintió la nariz de la mujer pegada a la suya, y rezó a todos los dioses en los que alguna vez creyó, e incluso en aquellos en los que nunca lo hizo—. Yui-sama, ¡por favor!

¡Telepórtame a Uzushiogakure, Amedama!

¡Pero, Yui, ¿qué estás...? —habló Shanise.

¡¡TELEPÓRTAME!! ¡¡Se van a enterar esos hijos de puta por tal afrenta!!


¿P-pero, está segura Yui-sama? —balbuceaba Daruu.

Afortunadamente, Shanise se interpuso entre ambos y consiguió separarlos; Daruu cayó al suelo de culo, dolorido, y se alejó arrastrándose como un gusano que quiere evitar ser aplastado en medio de una calzada llena de caballos.

La jounin lanzó un jarro de agua fría encima de las sospechas de Yui y de Daruu. Claro, no podría haber sido Uzu, no al menos como represalia. ¡Porque su técnica había fallado antes del conflicto!

¡¿Entonces quién ha profanado de esa manera la memoria de Shodaime Arashikage-sama?!

«A lo mejor tenían todo planeado desde antes...» —rumió Daruu. Pero era suficientemente listo como para saber que si expresaba sus pensamientos en voz alta sólo empeoraría el ánimo de Yui.

Si yo fuera ellos diría que no —comenzó a sugerir—...¿pero y si, simplemente... preguntamos? —Se levantó del suelo, sacudiéndose el polvo.
— En un poste de madera del embarcadero de las Costas del Remolino, en Uzushiogakure (Ceniza, año 218)
— En el pergamino de invocación, en casa de Daruu, Amegakure (Augurio, año 218)
— En la habitación de Daruu, Amegakure (Primavera, año 219)
Responder
Yui Sin conexión
Arashikage (Cuenta PnJ)
Ninjas de Ame
#8
Daruu comenzó a formular una sugerencia, y la Arashikage se volvió hacia él con la velocidad de un relámpago. Sus ojos chispeantes observaron al joven Chūnin mientras hablaba. Era una opción muy simple; pero, realmente, no tenían otra opción a la que pudieran recurrir.

—Shanise, manda un mensaje a Uzushiogakure y Kusagakure. Háblales del incidente con la estatua de Sumizu Kouta-sama, y veremos qué tienen que responder ante eso —dictaminó, cruzándose de brazos.

—¿Estás segura, Yui-sama?

Aunque más calmada, la tensión era palpable en cada uno de los músculos de la Arashikage. Como una fina corriente eléctrica que se extendía hasta sus electrizantes ojos azules.

—Sí. Aunque esto no haya surgido a raíz del conflicto posterior, no tenemos muchas más opciones que barajar que haya sido una de las otras dos aldeas. Y mi rabia sólo me está señalando hacia Uzushiogakure con luces de neón. Hacer desaparecer la jodida cabeza de una jodida estatua gigante no es algo que haga un adolescente rebelde o un bandido de tres al cuarto. Esto ha sido obra de un shinobi, como mínimo. Y un shinobi poderoso y peligroso. Y esta es una ofensa que merece una acción proporcional.
Responder
Daruu Sin conexión
Chuunin de Ame
Chuunin de Ame
Nivel: 27
Exp: 3 puntos
Dinero: 1070 ryō
#9
La Arashikage dirigió su mirada hacia el joven chuunin, quien instantáneamente se encogió. Hasta ahora, le había caído en gracia Yui, y no parecía que sus acciones fueran encaminadas a darle la vuelta a dicha buena reputación. No obstante, su mera presencia le infundía algo de intranquilidad normalmente, y verla así, enfadada, daba bastante miedo.

Por eso agradeció sobremanera cuando desvió la atención hacia su mano derecha. Daruu suspiró y relajó un poco los hombros. Esperó a que Yui terminase de hablar y carraspeó, llamando la atención. Hizo una pequeña reverencia.

Disculpe, Arashikage-sama. ¿Puedo retirarme? —solicitó, al entender que el reporte estaba hecho.
— En un poste de madera del embarcadero de las Costas del Remolino, en Uzushiogakure (Ceniza, año 218)
— En el pergamino de invocación, en casa de Daruu, Amegakure (Augurio, año 218)
— En la habitación de Daruu, Amegakure (Primavera, año 219)
Responder
Yui Sin conexión
Arashikage (Cuenta PnJ)
Ninjas de Ame
#10
Shanise, tras un mudo asentimiento tras las palabras de Yui, desapareció del despacho en apenas un parpadeo. Fue la voz de Daruu quien devolvió la atención de Yui sobre el chico. Por la expresión de su rostro, parecía que, al menos momentáneamente, se había olvidado de su presencia.

—Sí, Amedama. Puedes retirarte —asintió la Arashikage, solemne—. Has hecho un muy buen trabajo, Amegakure lo tendrá en cuenta.
Responder
Daruu Sin conexión
Chuunin de Ame
Chuunin de Ame
Nivel: 27
Exp: 3 puntos
Dinero: 1070 ryō
#11
Daruu inclinó la cabeza con respeto y se retiró con presteza, dejando en otras manos más hábiles el problema que él se había limitado a señalar.

Y en otras manos a las que les importase un poco menos mancharse de problemas.
— En un poste de madera del embarcadero de las Costas del Remolino, en Uzushiogakure (Ceniza, año 218)
— En el pergamino de invocación, en casa de Daruu, Amegakure (Augurio, año 218)
— En la habitación de Daruu, Amegakure (Primavera, año 219)
Responder