Este foro utiliza cookies
Este foro utiliza cookies para guardar tu información de inicio de sesión si estás registrado, y tu última visita si no lo estás. Las cookies son pequeños documentos de texto guardados en tu ordenador; las cookies establecidas por este foro sólo pueden ser utilizadas en este mismo sitio y no poseen riesgos de seguridad. Las cookies de este foro también llevan un registro de los temas que has leído y cuándo fue la última vez que los leíste. Los administradores NO tienen acceso a esta información, sólo TU NAVEGADOR. Por favor confirma si aceptas el establecimiento de estas cookies.

Se guardará una cookie en tu navegador sea cual sea tu elección para no tener que hacerte esta pregunta otra vez. Podrás cambiar tus ajustes sobre cookies en cualquier momento usando el link en el pie de página.
Ascua, Verano de 220
Situación actual (global): Tras la muerte de Moyashi Kenzou a manos de Eikyuu Juro y tras los acontecimientos en la última reunión de los Tres Grandes Kage, Kusagakure ha abandonado la Alianza Shinobi, y ha decretado la prohibición de entrada en el País del Bosque a todos los jinchuuriki. Aunque a petición y bajo presión de los Señores Feudales las relaciones comerciales siguen intactas, las políticas y personales entre los líderes se tambalean. Uzushiogakure y Amegakure trabajan juntos en una Alianza Tormenta-Espiral, y se mantienen ocupados realizando operaciones de investigación y derribo contra Kurama y su ejército y contra el grupo criminal Dragón Rojo, a quien comienzan a considerar una amenaza muy seria. Se han enviado peticiones de pega de carteles con las recompensas y el aspecto de todos los miembros conocidos a todos los países, aunque el País del Agua se niega a colaborar... ni a dar respuesta alguna a la petición. Los ninja controlan de forma estricta los puertos de las diferentes capitales y lugares de entrada marítima a sus países de origen, y desbaratan cualquier fábrica o distribuidora de omoide a la que puedan echar el guante.

Los Gebijuu siguen provocando estragos y ocupando a los shinobi de tanto en tanto. Se ha descubierto que estas bestias han sido creadas por Kurama y por sus secuaces. Uzushiogakure y Amegakure han decidido colaborar con los demás bijuu contra Kurama y transmitir a sus aldeanos y shinobi la necesidad de dejar atrás todas las nociones preconcebidas sobre estas bestias de chakra. No obstante, las ideas de los Tres Primeros Kage están muy arraigadas y hay aún gente a la que no le agrada del todo esta idea... a todos los problemas externos se le suma ahora uno interno: el surgimiento de grupos rebeldes o terroristas que se niegan a aceptar el cambio de paradigma.

En medio de estas turbulencias, se está celebrando una nueva edición del famoso Torneo de los Dojos a petición de los Señores Feudales. Ninjas de todas las aldeas conviven durante un tiempo en el Valle de los Dojos, y participan en un certamen de peleas de exhibición.
Los poetas ocultos entre la hierba
Hanamura Kazuma Sin conexión
Genin de Kusa
Ninjas de Kusa
Nivel: 10
Exp: 31 puntos
Dinero: 950 ryōs
#61
¿L-l-lis… Listo, Hanamura-san? ¿Cu-cu-cuánto cree que t-t-tarde en ser su.. en pa… en ser su turno?

Dentro de poco: quiero comenzar con algo un poco “crudo” y necesito ver cómo reaccionan a diferentes estímulos —confeso.

Kazuma seguía con la mirada a la persona que había estado presentando, y por su silueta podía distinguirse que era un hombre delgado. El enmascarado termino su presentación y pronto se escabullo sigilosamente por la parte trasera; Kazuma no pudo contener su curiosidad:

¡Se va por allá!; si nos damos prisa podremos interceptarlo —aseguro, como si fuese un oficial en medio de una persecución. Para no dejar atrás a su acompañante, la tomo de la mano y apresuro el paso a través de la multitud.
[Imagen: aab687219fe81b12d60db220de0dd17c.gif]
Responder
Sagiso Ranko En línea
Genin de Kusa
Ninjas de Kusa
Nivel: 14
Exp: 8 puntos
Dinero: 2000 ryōs
#62
Algo… ¿crudo? —Ranko se llevó una mano al mentón, pensando qué diría Kazuma para “estimular” a los jueces.

La chica no estaba prestando demasiada atención al enmascarado que participaba, pues sus pensamientos le habían alejado mentalmente de la presentación. Antes de que se diera cuenta, sintió la mano del peliblanco, tirando de ella e instándole a dar persecución al enmascarado.

¿I-intercep…? P-p-pero… ¿por qué? —Alcanzó a decir la de la trenza. No opuso resistencia, y caminó tan a prisa como Kazuma tirase de ella.

Una parte de ella se alegraba de que, posiblemente, se alejaran de la multitud. Otra parte sintió pánico de llamar la atención al ser una chica alta caminando en medio de un grupo. Sin embargo, todos parecían enfocarse más en el concurso y en los participantes, como si no quisieran perderse de verso alguno.

¿Po-por qué lo…? ¿A dónde...? —Logró susurrarle Ranko a Kazuma después de unos instantes, mientras se dirigían a la parte trasera, siguiendo el rastro del poeta enmascarado. ¿Qué había en él como para hechizar a Kazuma y alejarlo de las presentaciones de un arte en el cual se veía demasiado interesado?

”Debe de haber visto algo que yo no… ¡Tal vez algo sospechoso! ¡Rayos Ranko! ¡Una vez más estás demasiado ida!”
Responder
Hanamura Kazuma Sin conexión
Genin de Kusa
Ninjas de Kusa
Nivel: 10
Exp: 31 puntos
Dinero: 950 ryōs
#63
Kazuma se mantuvo tras el rastro de aquel misterioso enmascarado, trotando y esquivando a la gente que se movía de forma aleatoria. Tras él se encontraba Ranko, a quien llevaba de la mano con prisa. Ella le hablaba, pero su atención estaba tan centrada en su objetivo que solo podía permitirse el asegurarse de no hacerla tropezar con nadie.

Lo he perdido de vista, pero estoy seguro que estaba por aquí —aseguro mientras daba algunos pequeños saltos para aumentar su campo visual, consiguiendo apenas alcanzar la altura de Ranko.

De pronto, mientras intentaba encontrar una silueta negra y delgada en un salón oscuro, alguien tropezó con ellos; siendo el golpe lo suficientemente fuerte como para derribar al otro caminante.

¡Aquí estas! —dijo Kazuma a su presa en cuanto la vio tirada en el suelo.

A un lado del reciente participante yacía la máscara que había estado usando, mientras que este mismo se cubría el rostro con cierto temor, como el de quien va a ser agredido.

Siento lo abrupto de mi acercamiento —se disculpó, mientras levantaba la máscara; cuyo dueño también ahora se ponía de pie antes que le ofreciesen ayuda—. Ella es Ranko y yo soy Kazuma —se presentó, levantando ambas manos juntas y haciendo un enérgico saludo—. ¿Cómo te llamas?

Pero lejos de mostrarse molesto o dispuesto a conversar, el poeta se limitaba a cubrirse el rostro y a temblar; tratando de articular frágiles palabras con una voz temblorosa:

Y-Yo… Lo-Lo-Lo si-en-ento, fu-fu-fue mi… cul-pa-pa.
[Imagen: aab687219fe81b12d60db220de0dd17c.gif]
Responder
Sagiso Ranko En línea
Genin de Kusa
Ninjas de Kusa
Nivel: 14
Exp: 8 puntos
Dinero: 2000 ryōs
#64
¿P-pero por... por qué...? —Ranko no lograba terminar su pregunta, pero aunque hubiese podido, no habría cambiado nada, pues Kazuma parecía no estarle prestando atención.

A pesar de ello, el peliblanco se fijaba lo suficiente como para no hacerla chocar con nadie. Curiosamente, ambos chocaron con alguien más mientras buscaban al enmascarado. La otra persona cayó, soltando la misma máscara que el poeta llevaba puesta. Kazuma se disculpó rápidamente, y se presentó a sí mismo y a Ranko. La chica intentó alzar la mano para saludar, pero ésta solo tembló como si estuviese congelándose.

Ho-ho... Ho...

Lo que siguió, le dio a Ranko sentimientos que a duras penas pudo nombrar. La otra persona se cubrió el rostro y se disculpó tartamudeando, pues había sido su culpa. La chica puso los ojos como platos. Por un momento, escuchó su voz en la voz del desconocido. No supo qué fue, pero se le hizo tan familiar. Como si hubiese aparecido la respuesta a la pregunta "¿Por qué no les cuesta a otros?"

...la.
Responder
Hanamura Kazuma Sin conexión
Genin de Kusa
Ninjas de Kusa
Nivel: 10
Exp: 31 puntos
Dinero: 950 ryōs
#65
No te preocupes: fui yo quien te estaba buscando, por lo que eran natural que terminara dando contigo…, aunque fuese de una manera un tanto brusca —justifico, tratando de restarle importancia al asunto.

Es-Esta bi-en, Kazuma-san, ¿no?

Me conoces, ¿eh? —tanteo, para saber si ya había tenido trato con él o solo le conocía por los rumores.

So-so-soy Yamashita Rukon —aseguro, con un nerviosismo casi incontrolable.

No me lo creo, ¿Yamashita del 3-B?

A Kazuma acudían los recuerdos de sus días en la academia; y contenido en ellos la imagen de un chico rubio y blandengue que era uno de los objetivos favoritos de los buscapleitos (tal como él mismo). La cuestión es que su rostro era similar, quizás más pálido; pero su cabello azabache y su incipiente bigote lo hacían un desconocido.

Si-sí, es natural que la gen-gen-te se olvide de-de alguien co-como y-yo —concedió, bajando su mirada.

En aquel instante un caminante tropezó a Kazuma, y luego otro. Estaban en medio del evento, con toda la gente yendo y viniendo de forma apresurada. Aquel encuentro ameritaba tomarse las cosas con calma, hablar un poco.

Sera mejor que hablemos en otro sitio —propuso Kazuma, mientras tomaba las manos de ambos y los llevaba hacia una de las esquinas con menos personas—. Pueden presentarse en el camino. Adelante.
[Imagen: aab687219fe81b12d60db220de0dd17c.gif]
Responder
Sagiso Ranko En línea
Genin de Kusa
Ninjas de Kusa
Nivel: 14
Exp: 8 puntos
Dinero: 2000 ryōs
#66
Algo que relajó un poco la situación fue que Kazuma y el enmascarado, de nombre Rukon, eran conocidos de sus días de academia. El chico de cabellos azabaches parecía ser bastante tímido, al punto que Ranko se preguntó si Kazuma era imán para tal personalidad.

No tardaron en darse cuenta de que seguían a la mitad de un evento concurrido, y el peliblanco les instó a moverse hacia un rincón, donde pudiesen charlar con más tranquilidad. Y con instar realmente fue tirar de sus manos. Aunado a ello, les sugirió presentarse, ante lo cual la kunoichi se sonrojó a como antes.

S-s-sí… Ahm… Eh… Sa-sa-sagi-gisō… Sa… Sagisō. Ra-ranko —Comenzó la de la trenza, intentando dedicarle una reverencia en movimiento al moreno, aunque intentaba no mirarlo muy directamente al rostro, por la pena —. M-m-mucho… Mu… Mucho gus… gusto, Ya… Yama… Yamashita-san.

Quedaba más que claro —al menos para una Ranko del futuro, cuando lo pensó en retrospectiva desde la comodidad de su casa —que, aunque Kazuma era una persona buena y de pensamientos profundos, parecía no prestarle atención a qué tan avergonzado estuviese alguien cercano. Por un momento, Ranko se preguntó qué tan lejos podría llegar antes de causar un cataclismo a nivel relación social.

La chica no preguntó ni dijo más, pues no sabía si Rukon querría hacer algún comentario.
Responder
Hanamura Kazuma Sin conexión
Genin de Kusa
Ninjas de Kusa
Nivel: 10
Exp: 31 puntos
Dinero: 950 ryōs
#67
Un gusto-to —replico el muchacho mientras miraba al suelo, resignado a que le llevasen a socializar.

Luego de una corta caminata llegaron a una esquina tenuemente iluminada y fuertemente ignorada por quienes iban y venían. La mesa era circular, por lo que Kazuma se adelantó y sentó al medio, cercano al muro, casi obligando a que sus otros dos acompañantes se acomodasen en los extremos del semicírculo que formaba el largo asiento.

Bien —se aventuró a decir en cuanto se sintió cómodo—, ¿Qué me cuentas, Yamashita? No te veía desde que abandonaste la academia.

Tan burdo y despreocupado como siempre, ¿eh? —susurro el muchacho con su rostro pegado a la mesa, ocultando su expresión—. Me-me devuelves mi mascara.

De acuerdo, pero deberías presentarte adecuadamente.

El peliblanco le devolvió la máscara… Rukon se la coloco e inmediatamente se produjo un cambio tanto en su postura como en su presencia. Puede que aquel falso rostro de cerámica blanca y de ojos carboneos, ocultase (o quizás revelase) algo en su personalidad.

Es un… gusto verte de nuevo Hanamura Kazuma y un gusto el conocerte Sagisō Ranko-san, mi nombre Yamashita Rukon, y cómo pudiste ver..., soy un cobarde.
[Imagen: aab687219fe81b12d60db220de0dd17c.gif]
Responder
Sagiso Ranko En línea
Genin de Kusa
Ninjas de Kusa
Nivel: 14
Exp: 8 puntos
Dinero: 2000 ryōs
#68
Kazuma los llevó hasta una mesa en una esquina, y se sentó en medio. Sin miedo a equivocarse, Ranko pensó que ese asiento habría sido preferible para ella o para Rukon. Pero el peliblanco ignoró esto, o no se dio cuenta de ello. Según Rukon, lo directo y despreocupado era parte de Kazuma desde sus días de academia. Parecía que tenían mucho sin verse, pero habían sido amigos a su tiempo. El chico le pidió su máscara al de piel morena.

”¿Pero qué…?” se preguntó Ranko, abriendo los ojos como platos al ver cómo el recién conocido cambiaba de postura, de voz y de actitud. Pasó de ser alguien como Ranko a ser alguien como Kazuma. ”Es como si la máscara fuera otra persona. ¡Qué curioso!”

Di-disculpe, Yamashita-san. N-no creo que u-un co… Cobarde hubiese… Hubiese re-represen-tado p-poesía a… así. —Su impulso por hacer querer sentir mejor al chico le habían costado un pensamiento negativo: ella no se atrevía a hacerlo.

”Sí… Sí. Lo sé. Yo soy una cobarde” pensó con un suspiro de tristeza.
Responder
Hanamura Kazuma Sin conexión
Genin de Kusa
Ninjas de Kusa
Nivel: 10
Exp: 31 puntos
Dinero: 950 ryōs
#69
Di-disculpe, Yamashita-san. N-no creo que u-un co… Cobarde hubiese… Hubiese re-represen-tado p-poesía a… así.

No lo tomes tan literalmente, Ranko-san —dijo Kazuma—, Yamashita-san es un poco melodramático… Además, tiene una exagerada definición de la cobardía.

El joven de la máscara blanca giro su cuello con dirección al peliblanco, pues sentía que este le estaba quitando crédito a sus palabras, como si tuviera en su poder la verdad de todas las definiciones.

No sé qué planeas conseguir tratando de suavizar mis defectos, pero soy verdaderamente consciente de la medida del valor que no poseo.

Vale… —concedió, sabiendo lo terco que era Rukon—. Preguntémosle al respecto a alguien neutral —pidió, mientras ambos dirigían su mirada hacia la kunoichi—. ¿Cómo definirías la cobardía, Ranko-san?
[Imagen: aab687219fe81b12d60db220de0dd17c.gif]
Responder
Sagiso Ranko En línea
Genin de Kusa
Ninjas de Kusa
Nivel: 14
Exp: 8 puntos
Dinero: 2000 ryōs
#70
Por lo que Rukon decía, tenía problemas graves de baja autoestima. Ranko juntó las manos bajo la mesa y comenzó a juguetear nerviosamente con sus dedos. Hablaba de que no había que “suavizar” sus defectos y del “valor que no poseía”.

”¿Qué es esto?” pensó. Sentía que estaba en una situación surreal, como un sueño en el cual un espectro le mostraba una versión futura suya. Ranko, a pesar de que nunca carecía de inspiración para mejorar, había comenzado a escuchar una vocecita en su cabeza que le decía lo poco que había mejorado en realidad. ”¿Por qué me siento tan… melancólicamente familiar?”

De repente, el peliblanco le pidió a Ranko conceder un punto intermedio acerca de la palabra cobardía. La kunoichi se sobresaltó un poco, y quiso esconder su alta cabeza entre sus altos hombros. Intentó concentrarse para dar una respuesta coherente, pero algo no le dejaba hilar bien sus ideas.

E-e-ehm… A-ah… Uhm… Y-yo… Yo d-d-diría que… Q-q-que… Es… Es… Algo interior… Algo que n-no te deja… No te deja hacer las c-cosas que… las cosas que… quieres. Creo.

Dicho esto, bajó la mirada y la clavó en la mesa, apenada, pues pensaba que su “definición” había sido demasiado vaga o tonta.
Responder
Hanamura Kazuma Sin conexión
Genin de Kusa
Ninjas de Kusa
Nivel: 10
Exp: 31 puntos
Dinero: 950 ryōs
#71
Eso ha sido fantástico, Ranko-san —la elogio, con una voz un tanto animada, pero conservando su expresión serena.

En su mente la cobardía tomaba la forma de una cadena fría y pesada o un manto sucio y asfixiante. Y, aun así, pese a tener imágenes tan fuertes y claras, no se sentía capaz concebir el contenido del sustantivo de una forma tan precisa y cercana como lo había hecho Ranko.

Yamashita posee la asertividad de una mula y la presencia de un tubérculo, pero jamás ha impedido que algo le impida hacer lo que quiere.

Eso es muy amable, Hanamura, pero si fuera cierto no hubiese abandonado la academia.

Pero tu ni siquiera querías ser ninja, eso solo era el deseo de tus padres controladores que ponían expectativas demasiado pesadas sobre tus pequeños hombros.

…¡¿Cómo sabes eso?! —pregunto con tono de sorpresa y perturbación.

Este… ¿recuerdas cuando unos brabucones nos encerraron en un casillero durante nuestro primer día? Me gritaste todo eso mientras llorabas durante tu ataque de claustrofobia… Fueron unos tiempos muy locos.

Rukon miro a la kunoichi, buscando alguna reacción ante la revelación de una anécdota tan lejana que creía olvidada y tan vergonzosa que jamás se atrevería hablar de ella. Luego miro a Kazuma, que la contaba tan tranquilamente como si estuviese hablando de lo que había desayunado y no de un evento traumático.

¡¿Por qué tenías que recordarme eso?! Y frente a una señorita, ¿es que no tienes sentido de la delicadeza? —reclamo, mostrándose agitado y a la vez tembloroso.
[Imagen: aab687219fe81b12d60db220de0dd17c.gif]
Responder
Sagiso Ranko En línea
Genin de Kusa
Ninjas de Kusa
Nivel: 14
Exp: 8 puntos
Dinero: 2000 ryōs
#72
Tal parecía la definición que Ranko había dado fue del agrado de Kazuma. En lo que la kunoichi suspiraba de alivio, los dos chicos entablaron una breve conversación. La chica había tenido la impresión correcta de Rukon: parecía ser un chico sin mucha decisión, y que además se había salido de la Academia, pues ni siquiera quería ser ninja.

Como si fuese nada, Kazuma soltó una anécdota acerca de ser encerrados por bravucones en casilleros y llanto durante un ataque de claustrofobia. Ranko abrió los ojos como platos y sus dedos juguetearon nerviosamente debajo de la mesa. Era como si sintiese la pena del ambiente y sus mejillas la recogieran, haciéndole sentir una vergüenza inmensa.

Parecía que Rukon estaba de sobremanera agitado por tal comentario, y por un momento le dirigió la mirada a la de la trenza para intentar atisbar su expresión. Ranko, por su parte, no sabía para nada qué hacer, así que no hizo más que bajar la mirada hacia la mesa, con un aire superincómodo.

Una parte de sí quería saber en qué terminaría la charla. Otra le insistía en que debían irse en el acto, pues era de muy mala educación estar de metiche en cosas ajenas. Por su indecisión, no diría nada sino hasta que los dos chicos hubiesen charlado algo más.
Responder
Hanamura Kazuma Sin conexión
Genin de Kusa
Ninjas de Kusa
Nivel: 10
Exp: 31 puntos
Dinero: 950 ryōs
#73
Está bien, solo era una pequeña anécdota.

No me gustan las “anécdotas”, aunque en tu boca suenen menos terribles y más humorísticas.

Kazuma sonrió, pues no era fácil calmar los malestares de Rukon; aun así, valía mucho la pena.

Por cierto…, ¿cómo me reconociste? —pregunto con cautela, pues si el peliblanco podía ver a través de su máscara otros también, y aquello destruiría el propósito y poder de su ocultamiento.

No lo hice (¿Cómo podría?), solo me llamo la atención el ver a un poeta declamando mientras le envolvía cierto aire de miedo y determinación (una mescla interesante).

Ya veo, siempre fue difícil el ocultarte cosas —suspiro un tanto aliviado—. Como sea… ¿piensan ustedes participar en el certamen? Ambos tienen aspecto de querer hacerlo…
[Imagen: aab687219fe81b12d60db220de0dd17c.gif]
Responder
Sagiso Ranko En línea
Genin de Kusa
Ninjas de Kusa
Nivel: 14
Exp: 8 puntos
Dinero: 2000 ryōs
#74
Ranko ganaba lentamente una perspectivas diferente de Kazuma. Se había dado cuenta de lo relajado que era, hasta un poco distraído con otras personas. Mas los comentarios de Rukon le daban la impresión de que era menos empático de lo que había percibido originalmente.

”No deja de ser buena persona, creo. No lo hace a propósito. Así como yo no hago… bueno… lo que yo no hago a propósito. Es nuestra forma de ser, para bien o para mal…” se dijo.

Kazuma aclaró la duda de su excompañero al decir que no le había reconocido con la máscara, pues simplemente le había atraído su manera de declamar. La pregunta de Rukon le hizo tragar saliva a Ranko.

Ahm… P-pues… Pues yo… —La chica se encogió de hombros. No pudo alzar mucho la mirada hacia Rukon (ni hacia Kazuma), y sus gestos se limitaron a apretar sus nudillos ansiosamente y a recorrer la mesa con sus ojos. Habló con voz muy queda —. N-no. Yo no. ¡P-pero Hanamura-san s-sí! —Esto último lo dijo con su tono de voz normal, intentando hacer que Rukon no preguntara demasiado por su poesía —. C-creo que su pres… presentación p-podría ser muy… ahm… bonita e… interesante. Creo.

Le dio un par de miradas fugaces al peliblanco. Curiosamente no le había escuchado declamar, ni había leído nada que él hubiese escrito. Pero su conversación en el jardín y la biblioteca le habían mostrado una parte hermosa del ninja.
Responder
Hanamura Kazuma Sin conexión
Genin de Kusa
Ninjas de Kusa
Nivel: 10
Exp: 31 puntos
Dinero: 950 ryōs
#75
Seguro… —contesto, dudoso sobre la posibilidad del peliblanco haciendo “buena” poesía—. Un poco de competencia no me vendría mal, creo que eso fortalecería mis letras… Aunque puede que el certamen principal sea mucho para alguien sin experiencia —aseguro, observando a Kazuma—, pero pueden intentarlo en el certamen secundario.

Espera, ¿Qué es eso de certamen principal y secundario? —pregunto, tratando de recordar si en el anuncio había algo de eso.

El certamen principal es una competencia entre los 16 mejores calificados de esta ronda —aclaro, señalando los focos de participantes—. El secundario es algo un poco más lúdico: se trata de escribir un poema y dejarlo en uno de los buzones, para que luego sea evaluado —aseguro, señalando una enorme caja azul frente a la tarima principal—. Ambos concursos tienen como recompensa (si has sido calificado positivamente) la inclusión de tu poema ganador en la antología “Los poetas ocultos entre la hierba”.

»Lo cual no es poca cosa, siendo que se trata de la primera gran edición de la aldea que será publicada en las librerías de todo el país.

¡Sorprendente! —exclamo—. ¿Qué te parece, Ranko-san?

Si… Este tipo de cosas son las que hacen que me guste la poesía… —reflexiono—. Como sea, necesito calmarme un poco y prepararme para la siguiente ronda —aseguro, dando por sentado que calificaría—. Fue un gusto conocerte, Sagisō Ranko-san y también fue “interesante” verte de nuevo Hanamura Kazuma.

Espero tengas mucho éxito en tu camino, Yamashita-san —le deseo, esperando que siguiese progresando y deseando más—. ¿Algún último consejo para nosotros, los novatos?

La máscara inexpresiva les observo, y de ella emano una voz amable que les dijo:

La poesía más pura y simple emana del “yo”, así que es deber escribir sobre ustedes mismo, sobre lo que tienen de diferente. Y si es que acaso su identidad les resulta demasiado pesada, el anonimato siempre es un buen liberador de anclas.

Y con aquello, que algo tenia de verso, se retiró, fundiéndose en las sombras.

Eso… Creo que no entendí del todo lo que dijo… —confeso, girándose hacia Ranko.
[Imagen: aab687219fe81b12d60db220de0dd17c.gif]
Responder