Este foro utiliza cookies
Este foro utiliza cookies para guardar tu información de inicio de sesión si estás registrado, y tu última visita si no lo estás. Las cookies son pequeños documentos de texto guardados en tu ordenador; las cookies establecidas por este foro sólo pueden ser utilizadas en este mismo sitio y no poseen riesgos de seguridad. Las cookies de este foro también llevan un registro de los temas que has leído y cuándo fue la última vez que los leíste. Los administradores NO tienen acceso a esta información, sólo TU NAVEGADOR. Por favor confirma si aceptas el establecimiento de estas cookies.

Se guardará una cookie en tu navegador sea cual sea tu elección para no tener que hacerte esta pregunta otra vez. Podrás cambiar tus ajustes sobre cookies en cualquier momento usando el link en el pie de página.
Primavera-Verano de 221

Fecha fijada temporalmente. Actualmente están ocurriendo sucesos importantes para el destino de Oonindo y todos jugamos en una ambientación temporal fija. La fecha irá avanzando y finalmente ocurrirá un salto temporal tras el que volveremos al sistema de calendario habitual.
Situación actual (global): La muerte de Amekoro Yui, en Yukio, ha desencadenado una guerra hace tiempo anunciada. Kurama y sus renovados Ocho Generales, al mando de sus ejércitos, se mueven rápido y ya han conquistado territorios a oeste y este del Oonindo septentrional. Los ataques han sido rápidos y en algunos casos desde dentro, así que se sospecha que el Nueve Colas llevaba tiempo clavando sus zarpas desde las sombras. Sea como fuere, estos logros retrasan una posible reconquista de la nevada Yukio, terreno ya difícil por las condiciones climatológicas adversas del norte del País de las Tormenta.

Los ninjas de Uzushiogakure, Kusagakure y Amegakure son la única esperanza que queda de acabar con esta amenaza. No todos están seguros de que puedan vencer, e incluso algunos parecen decantarse por el otro bando. Entre los muros de las ciudades de los países que aún no han caído ante Kurama se esconden, además, agentes del zorro ocultos en las sombras, a la espera de una oportunidad...

Los tres líderes mundiales han convocado una reunión para discutir sobre sus siguientes pasos. Es necesario actuar. ¡Y rápido! ¿Conseguirá la guerra que unan sus fuerzas contra un enemigo común, o morirán con su orgullo como única defensa?
B-B-Bueno... ¿N-Nos volveremos a ver, verdad? P-Podemos pensar en algún sitio... Y-Y volver a vernos dentro de un tiempo

Hana decidió coger las fuerzas que le quedasen para agarrar con fuerza las manos de su hermana, manteniendolas quietas mientras la miraba fijamente a los ojos.

En una semana, en Tanzaku Gai. — lo dijo más llevada por la emoción que por una idea clara de qué estaba haciendo. — Quiero decir, podemos vernos allí, si quieres y... y nos vemos.

Toda la fuerza que había cogido para decir eso se le fue en el momento en que se dio cuenta de que no tenía absolutamente ninguna idea de qué hacer. Le podía decir de entrenar pero ya empezaba a sonar como una madre mucho más pesada de lo que le apetecía. ¿Podían divertirse? ¿Qué hacía Ren para divertirse? ¿Leer manga? No suena a algo que harías en una quedada. Algo encontrarían, ¿no?


Avatar obra de Sagiso Ranko


Responder
El rostro de la morena se iluminó casi en el momento, y respondió entrecerrando sus destelleantes ojos azules por la humedad y la luz del sol que se reflejaba en estos. Cogió su mano momentaneamente con ambas manos, y volvió a ejercer fuerza en estos, pero sus manos temblaban mientras se mordia los labios de la emoción.

Allí te esperaré — el pitido que determinaba que la salida se iba a producir de un momento a otro, la hizo sobresaltarse en el sitio. Ren correría a subirse en uno de los vagones— ¡E-En una semana en Tanzaku Gai! ¡T-Te estaré esperando!

La puerta de madera, con remaches metálicos y un redondo cristal se cerró frente a ella, por lo que Hana solo podría ver su "antena" y poco después esta se volvería a asomar. El pitido se repitió, y el ruido de la locomotora lo acompaño poco después mientras algunos trabajadores del ferrocarril se aseguraban de que la gente estuviera a una distancia prudencial antes de que comenzara su marcha. Un ruido mecánico empezaría a transmitirse desde el inicio, perdiendo fuerza cuanto más alejados estaban los vagones.

El enorme tren comenzó su marcha de forma paulatina, cogiendo velocidad. Ren respondió yendo al final de este, corriendo por los pasillos hasta llegar al final del último vagón, pudiendo ver como Hana poco a poco se alejaba de su vista. Choco contra la barandilla de seguridad que había al final del vagón en una especie de plataforma, apoyando las manos sobre esta mientras su pelo baila por el viento.

Te quiero... — susurró.

Quedo completamente ensordecido por la gran distancia que ahora empezaba a volver a separarlas, y el ensordecedor ruido del traqueteo de las ruedas acompañado de la locomotora.
Hablar (Royalblue)Pensar (MediumOrchid)

¡Gracias a Ranko por el avatar!
Responder



This forum uses Lukasz Tkacz MyBB addons.