Este foro utiliza cookies
Este foro utiliza cookies para guardar tu información de inicio de sesión si estás registrado, y tu última visita si no lo estás. Las cookies son pequeños documentos de texto guardados en tu ordenador; las cookies establecidas por este foro sólo pueden ser utilizadas en este mismo sitio y no poseen riesgos de seguridad. Las cookies de este foro también llevan un registro de los temas que has leído y cuándo fue la última vez que los leíste. Los administradores NO tienen acceso a esta información, sólo TU NAVEGADOR. Por favor confirma si aceptas el establecimiento de estas cookies.

Se guardará una cookie en tu navegador sea cual sea tu elección para no tener que hacerte esta pregunta otra vez. Podrás cambiar tus ajustes sobre cookies en cualquier momento usando el link en el pie de página.
Ascua, Verano de 220
Situación actual (global): Tras la muerte de Moyashi Kenzou a manos de Eikyuu Juro y tras los acontecimientos en la última reunión de los Tres Grandes Kage, Kusagakure ha abandonado la Alianza Shinobi, y ha decretado la prohibición de entrada en el País del Bosque a todos los jinchuuriki. Aunque a petición y bajo presión de los Señores Feudales las relaciones comerciales siguen intactas, las políticas y personales entre los líderes se tambalean. Uzushiogakure y Amegakure trabajan juntos en una Alianza Tormenta-Espiral, y se mantienen ocupados realizando operaciones de investigación y derribo contra Kurama y su ejército y contra el grupo criminal Dragón Rojo, a quien comienzan a considerar una amenaza muy seria. Se han enviado peticiones de pega de carteles con las recompensas y el aspecto de todos los miembros conocidos a todos los países, aunque el País del Agua se niega a colaborar... ni a dar respuesta alguna a la petición. Los ninja controlan de forma estricta los puertos de las diferentes capitales y lugares de entrada marítima a sus países de origen, y desbaratan cualquier fábrica o distribuidora de omoide a la que puedan echar el guante.

Los Gebijuu siguen provocando estragos y ocupando a los shinobi de tanto en tanto. Se ha descubierto que estas bestias han sido creadas por Kurama y por sus secuaces. Uzushiogakure y Amegakure han decidido colaborar con los demás bijuu contra Kurama y transmitir a sus aldeanos y shinobi la necesidad de dejar atrás todas las nociones preconcebidas sobre estas bestias de chakra. No obstante, las ideas de los Tres Primeros Kage están muy arraigadas y hay aún gente a la que no le agrada del todo esta idea... a todos los problemas externos se le suma ahora uno interno: el surgimiento de grupos rebeldes o terroristas que se niegan a aceptar el cambio de paradigma.

En medio de estas turbulencias, se está celebrando una nueva edición del famoso Torneo de los Dojos a petición de los Señores Feudales. Ninjas de todas las aldeas conviven durante un tiempo en el Valle de los Dojos, y participan en un certamen de peleas de exhibición.
[Unific] Viajando a la espiral
Tsukiyama Daigo Sin conexión
El primo italiano de Daigo
Ninjas de Kusa
Nivel: 17
Exp: 13 puntos
Dinero: 800 ryōs
#1
A altas horas de la noche, en casa de los Tsukiyama, Daigo se encontraba sentado en un taburete frente a su padre, cabizbajo y con los puños apretados contra sus rodillas.

Resultaba que en aquel hogar, apenas unas horas unas horas antes, una simple conversación durante le cena se había transformado en una pequeña discusión que evolucionó a un largo sermón en cuanto Tsukiyama Akio se enteró de que su hijo no participaría en los exámenes Chūnin.

Pero aquello ya parecía haber quedado atrás, pues ahora en aquel comedor solo reinaba un silencio que Daigo no se atrevía a romper.

Finalmente fue Akio quien decidió hablar.

—¿Y bien? —preguntó Akio.

—¿Y bien qué? —respondió Daigo.

—¿Qué es lo que harás?

Daigo levantó la mirada con timidez intentando adivinar de alguna manera lo que su padre quería escuchar.

—Me esforzaré para participar en los siguientes exámenes... —no parecía muy seguro de lo que decía.

Akio dejó escapar un pesado suspiro.

—Toma —avisó Akio antes de arrojarle una bolsita llena de dinero a su hijo.

—¿Qué es esto? —Preguntó el peliverde luego de atrapar la bolsita.

—Tu madre y yo planeábamos dártelo para que pudieras salir a hacer algo durante los exámenes. Ahora lo usarás para alojarte en Uzushiogakure durante los exámenes.

—Pero...

—Pero nada. Irás allí y aprenderás todo lo que puedas de tus senpai. Ahora ve a tu habitación y prepáralo todo, que sales mañana.

—Sí, papá... gracias...

Luego de despedirse, Daigo se dirigió a su habitación y lo preparó todo en una bolsa de viaje.

•••

Para cuando acabó el viaje, Daigo había descubierto que el único shinobi que representaría Kusagakure sería Eikyu Juro, el resto probablemente serían espectadores, como él.

«¿Solo uno participará en el examen? Kenzou-sama no estará contento con esto.»

Tan pronto como pisó la aldea de Uzushiogakure, buscó un hostal barato en el que alojarse. Ya tendría tiempo de admirar el ambiente otro día. De momento solo quería descansar del largo viaje.

—Mañana empiezo con el entrenamiento... —se dijo a sí mismo una vez en la habitación, abrazando su almohada—. Lo prometo...
—hablo
«pienso»

¡Muchas gracias a Rōga por el sensual avatar!
Responder