Este foro utiliza cookies
Este foro utiliza cookies para guardar tu información de inicio de sesión si estás registrado, y tu última visita si no lo estás. Las cookies son pequeños documentos de texto guardados en tu ordenador; las cookies establecidas por este foro sólo pueden ser utilizadas en este mismo sitio y no poseen riesgos de seguridad. Las cookies de este foro también llevan un registro de los temas que has leído y cuándo fue la última vez que los leíste. Los administradores NO tienen acceso a esta información, sólo TU NAVEGADOR. Por favor confirma si aceptas el establecimiento de estas cookies.

Se guardará una cookie en tu navegador sea cual sea tu elección para no tener que hacerte esta pregunta otra vez. Podrás cambiar tus ajustes sobre cookies en cualquier momento usando el link en el pie de página.
Cargando..., Cargando... de Cargando...
Situación actual: Tras la reunión mantenida por los Kage en el Valle de los Dojos, se ha firmado una renovada Alianza de las Tres Grandes. Uzushiogakure, Kusagakure y Amegakure unen fuerzas contra la invisible amenaza de los Ocho Generales de Kurama. Así, sus ninjas prometen velar por la paz y colaborar compartiendo cualquier información que obtengan de estos, tanto como garantizar la seguridad de los tres Guardianes jinchuuriki, Uchiha Datsue, Eikyuu Juro y Aotsuki Ayame.

Se está construyendo un complejo circuito de vías de ferrocarril a lo largo y ancho de Oonindo. Se prevee que el servicio de trenes del continente se inaugure a principios de Viento Gris. Al mismo tiempo, en secreto, se está instalando una red de telefonía internacional para altos cargos. Este es un secreto que los shinobi han jurado guardar para sí mismos. El teléfono está disponible de forma local en cada una de las aldeas, y aunque en Amegakure ya existía, en Uzushiogakure y Kusagakure está suponiendo toda una revolución.
El Espejo del Mar
Aburame Mei Sin conexión
Genin de Uzushio
Ninjas de Uzushio
Nivel: 14
Exp: 10 puntos
Dinero: 50 ryō
#46
La situación lejos de mejorar, empeoró, aunque no había que ser un vidente para suponer aquello, el bravucon seguió respondiendo malencarado a Kokona, tirandosela de autosuficiente, y entre todo, como sí fuese un digno caballero de no tocar a una mujer. La clientela exasperada se removía con cierto pudor hacia la salida, ninguno quería problemas, yo tampoco, pero en este momento empezaba a ver que yo era la única autoridad presente, sí escapaban todos los demás no había nada que hacer, la heladería seguía perdiendo ingresos, ¿y a mi qué? No era mi negocio...

—¿Y quién me va a obligar? ¿Tú y cuantos más?— Carcajeó el moreno.

Aclaré mi garganta, quería sonar lo más autoritario posible, sí es que es podía serlo...

—¿Es que no has escuchado? Estas realizando un alboroto público— dije primeramente mientras me acercaba caminando lento pero con paso firme —. Haga el favor de pagar por sus servicios y retirarse del local, sino me veré en la obligación de cobrar la cuenta a las malas— amenacé, cuando estuve a aproximadamente tres metros de distancia me detuve, mis ojos le miraban, adopté una posición ofensiva, estiré mi pierna delantera, la izquierda, y flexioné la derecha, luego levanté los brazos el izuiqerdo a la altura de mi hombro y el derecho por encima de la cabeza, lista para el combate.

• PV: 180
• CK: 200
Kikaichuu no Jutsu (Activo)

• Fuerza: 30
• Resistencia: 40
• Aguante: 40
• Agilidad: 40
• Destreza: 30
• Poder: 40
• Inteligencia: 40
• Carisma: 50
• Voluntad: 30
• Percepción: 40

¤ Kikaichuu no Jutsu
¤ Técnica de la Destrucción Parásita
- Tipo: Apoyo
- Rango: A
- Requisitos: Aburame 10
- Gastos:
  • 2 CK activar (divide regen. de chakra),
  • 5 CK por masa de insectos (máximo 3)
- Daños: 15 PV por ataque con masa de insectos
- Efectos adicionales: (ver descripción)
- Sellos: Ninguno
- Velocidad: -
- Alcance y dimensiones: -
La técnica de la destrucción parásita es una práctica exclusiva del clan Aburame. Cuando los bebés recién nacidos alcanzan la edad de un año, sus cuerpos son ofrecidos a insectos Kikaichuu como anfitriones. Los Kikaichuu se alimentan del chakra del usuario, y el usuario utiliza a los insectos como su arma en combate. El ninja es capaz de comunicarse con insectos, además de los que tiene en su cuerpo, por lo que resultan efectivos para la recogida de información.

Además, los insectos macho pueden oler a la hembra en un radio de quince kilómetros, por lo que son excelentes rastreadores. Tener esta técnica activa garantiza el uso de otras técnicas derivadas de los Kikaichuu, y además permite utilizar varias masas de insectos del tamaño de una pelota de fútbol, que pueden moverse rápidamente para atacar. Si una masa de insectos es herida, no puede volverse a utilizar en tres turnos.
Hablo (Aquamarine)
«Pienso»
Akito (Teal)
Naoko (Lightcoral)

Avatar patrocinado por Rōga
Responder