Este foro utiliza cookies
Este foro utiliza cookies para guardar tu información de inicio de sesión si estás registrado, y tu última visita si no lo estás. Las cookies son pequeños documentos de texto guardados en tu ordenador; las cookies establecidas por este foro sólo pueden ser utilizadas en este mismo sitio y no poseen riesgos de seguridad. Las cookies de este foro también llevan un registro de los temas que has leído y cuándo fue la última vez que los leíste. Los administradores NO tienen acceso a esta información, sólo TU NAVEGADOR. Por favor confirma si aceptas el establecimiento de estas cookies.

Se guardará una cookie en tu navegador sea cual sea tu elección para no tener que hacerte esta pregunta otra vez. Podrás cambiar tus ajustes sobre cookies en cualquier momento usando el link en el pie de página.
Cargando..., Cargando... de Cargando...
Situación actual: Tras la reunión mantenida por los Kage en el Valle de los Dojos, se ha firmado una renovada Alianza de las Tres Grandes. Uzushiogakure, Kusagakure y Amegakure unen fuerzas contra la invisible amenaza de los Ocho Generales de Kurama. Así, sus ninjas prometen velar por la paz y colaborar compartiendo cualquier información que obtengan de estos, tanto como garantizar la seguridad de los tres Guardianes jinchuuriki, Uchiha Datsue, Eikyuu Juro y Aotsuki Ayame.

Se está construyendo un complejo circuito de vías de ferrocarril a lo largo y ancho de Oonindo. Se prevee que el servicio de trenes del continente se inaugure a principios de Viento Gris. Al mismo tiempo, en secreto, se está instalando una red de telefonía internacional para altos cargos. Este es un secreto que los shinobi han jurado guardar para sí mismos. El teléfono está disponible de forma local en cada una de las aldeas, y aunque en Amegakure ya existía, en Uzushiogakure y Kusagakure está suponiendo toda una revolución.
Las blancas tierras salvajes
Karamaru Sin conexión
Sin ficha
Nivel: 14
Exp: 13 puntos
Dinero: 500 ryō
#16
«Siempre todo es complicado para uno»

Los pensamientos corrían por la calva cabeza antes siquiera de que la mujer pudiera terminar de hablar. Agrandar problemas propios era algo por lo que había pasado, y entendía que esa situación no la podía cambiar nadie más que uno mismo. Reducir a la realidad, a la simpleza, era el buen camino.

Pero prefirió no seguir con el tema. Le quedaría en el aire la duda de qué eran esos miedos, pero tampoco debía de sobrepasarse en temas ajenos, después de todo solamente estaban compartiendo una caminata dos completos desconocidos.

Bueno... no en este ambiente, pero lo suelo hacer a menudo en los alrededores de mi casa. El contacto con la naturaleza es algo único, y creo que todos tienen sus cosas a la hora de entrenar.

La lluvia de Amegakure había golpeado su cuerpo una cantidad de veces que hasta él se asombraría de saber el número.

¿Realizas... algún tipo... de... entrenamiento? No sé, mucha gente hace algo para mantenerse en forma, ¿No?— desconocía por completo que hacía alguien no-ninja y le gustaba pensar que no era el único loco que hacía las cosas de esas maneras.
"El miedo es el camino al lado oscuro. El miedo lleva a la ira, la ira al odio, el odio al sufrimiento, y el sufrimiento al lado oscuro"  
-Maestro Yoda.


HabloPienso
Responder
Karma Sin conexión
Banned
Nivel: 5
Exp: 10 puntos
Dinero: 800 ryōs
#17
Entonces... ¿eres un naturista de esos...? ¿Cómo se llaman...? ¿Nudistas? —quizás le había entendido muy mal, pero esa era la impresión que Karma se había llevado al escuchar a su interlocutor.

Y como el tema iba por esos derroteros, la joven se sonrojó cuando Karamaru continuó con sus pesquisas. Claro que le había dejado bien transparente que se refería a mantenerse en forma, pero aún así. La muchacha era torpe a nivel social y su mente no siempre razonaba de la forma más adecuada.

¿Entrenamientos para habituarme a la temperatura? N-No, nunca he probado uno... —se encogió de hombros—. No soy mucho de entrenar físicamente... mis estudios me suelen mantener ocupada.
Responder
Karamaru Sin conexión
Sin ficha
Nivel: 14
Exp: 13 puntos
Dinero: 500 ryō
#18
«¿¡NUDISTA!?»

No, no...

Tampoco es que iba en pelotas corriendo por las calles de Amegakure. La miró extrañado durante un rato largo, incluso durante la pregunta y respuesta de entrenamiento de estudios. Pensó muy bien la idea y sin poder llegar a una conclusión de por qué lo había pensado prefirió dejarlo pasar.

No solo esto, pero entrenar es muy saludable. ¿Puedo preguntar cuáles son esos estudios que te tienen ocupada? Nunca me crucé con un estudioso de las tierras de Oonindo.

Filósofa, científica, médica, las posibilidades eran amplias y cualquiera llamaba la atención del calvo. Eruditos sobraban dentro de su templo y había pasado bastante tiempo conversando con ellos siendo un niño que no entendía ni la mitad de lo que decían.
"El miedo es el camino al lado oscuro. El miedo lleva a la ira, la ira al odio, el odio al sufrimiento, y el sufrimiento al lado oscuro"  
-Maestro Yoda.


HabloPienso
Responder
Karma Sin conexión
Banned
Nivel: 5
Exp: 10 puntos
Dinero: 800 ryōs
#19
Oh, pues... estudio medicina. Fuí seleccionada para el cuerpo médico de mi aldea —dejó escapar una risilla nerviosa—. Es bastante duro, pero me gusta. Además, nunca he sido muy buena con el entrenamiento físico. Soy debilucha desde que nací.

Podría sonar a excusa barata, pero era cierto que su complexión nunca había sido la gran cosa. Era algo que se podría haber solucionado con ejercicio a lo largo de los años, pero la muchacha estaba tan condicionada debido a que su padre se solía burlar de sus capacidades físicas que para ella ya era algo incorregible.

Quizás algún día se percataría de que podía cambiarlo, pero por el momento, la médica seguiría así.

¿Falta mucho por llegar? —preguntó, queriendo sonar amable y no impaciente, aunque no lo consiguió del todo.

Deseaba abandonar el páramo helado cuanto antes.
Responder
Karamaru Sin conexión
Sin ficha
Nivel: 14
Exp: 13 puntos
Dinero: 500 ryō
#20
La mirada de asombro se mostró al instante de escuchar la profesión de la mujer. Karamaru ya conocía dos médicos, Mogura y Keisuke, ambos de su aldea y vaya par que eran. Lamentablemente lo hizo recordar a aquella misión y a esa habitación llena de sangre y heridos, momento en el que se había dado cuenta de la real importancia de los médicos.

Gran trabajo el tuyo, siempre se necesita a alguien que pueda salvar vidas. Conozco algunos, aunque espero que no seas como ellos.— la sonrisa nerviosa de Karma se repitió en la boca del monje.

La duda lo consumió ante la última pregunta porque la realidad era que no podía dar una respuesta clara y concisa. Él salía a correr y volvía por el mismo camino, pero no tomaba referencias ni se fijaba cuánto tardaba.

«Espero que no, hace frío...»

No creo que falte mucho, pero no me hagas mucho caso tampoco— otra vez esa pequeña risa— ¿Ya tuviste a algún paciente grave? Pase por eso y la verdad que no es muy lindo paisaje el de las enfermerías.
"El miedo es el camino al lado oscuro. El miedo lleva a la ira, la ira al odio, el odio al sufrimiento, y el sufrimiento al lado oscuro"  
-Maestro Yoda.


HabloPienso
Responder
Karma Sin conexión
Banned
Nivel: 5
Exp: 10 puntos
Dinero: 800 ryōs
#21
Gracias, pero, ¿cómo son ellos? —preguntó, confusa.

¿Quizás se refería a serios, o puede que estirados? La medicina es una disciplina extremadamente compleja y algunos de los médicos veteranos de los que Karma había recibido clase se mostraban prepotentes —al ser tan diestros en algo tan difícil— o de trato muy áspero —al estar hastiados de tanta sangre y muerte—.

En cualquiera de los casos, la fémina no era en absoluto así; no por ahora, al menos.

El calvo indicó que no creía que faltara mucho, pero tampoco era buena idea hacerle caso. La kunoichi alzó una ceja sigilosa, oculta bajo la privacidad de la capucha. «¿Seguro que sabe a dónde vamos? Ay... al final no me libraré de este infierno blanco. Al menos si muero congelada no moriré sola...».

No, no me he ocupado todavía de nadie en un estado así, estoy demasiado verde. Dame un año o dos más —afirmó—. Aunque no te voy a mentir, la idea es intimidante... A veces también me pregunto de qué sirve. Alguien intenta matar a alguien, pero tú le salvas la vida, entonces, la persona que has salvado le intenta quitar la vida a otros. Es un ciclo bastante paradójico, si me preguntas.
Responder